AutorChelo
RatingDificultadPrincipiante

¿Quién ha dicho que la elaboración de un delicioso postre ha de ser complicada? Si eres de aquellos a los que la cocina le da pereza, hoy vamos a hacer una receta pensada para vosotros. Estoy segura de que no os defraudará. Sencilla, rápida de elaborar y saludable.

Con solo dos ingredientes principales puedes hacer un delicioso postre casero que está buenísimo, y que no lleva azúcar, salvo el de la fruta, ni harinas refinadas por lo que también es apto para celíacos. Tan solo tardaras 10 minutos en hacerlo, y os aseguro que todo el que lo prueba, repite. Ideal como recurso nutritivo para un desayuno especial, merienda o postre, tanto para niños como para adultos.

La presentación más típica como postre o merienda suele ser acompañado de una bola de helado de vainilla y un puñadito de nueces al natural, pero os animo a que uséis vuestra imaginación, admite casi cualquier acompañamiento, chocolate derretido, yogurt, fruta fresca… etc.

Productos1 Serving
Tiempo de preparación5 minsTiempo de cocción5 minsTiempo Total10 mins
1

En un bol ponemos dos huevos y los batimos bien, hasta que salga espuma.

2

A continuación pelamos y cortamos los plátanos en trocitos pequeños, los añadimos a los huevos y los chafamos con un tenedor, batiendo todo con un batidor manual hasta que ambos ingredientes se integren.

3

Ponemos al fuego una sartén antiadherente y añadimos un poquito de aceite, cuando este templada echaremos un par de cucharas grandes de la mezcla para cada crêpe y vigilándolo, dejamos que cuaje.

4

Le damos la vuelta a los crêpes con una espátula y dejamos que se dore durante 2 minutos más o menos por cada lado.

5

Apartamos y el crêpe ya está listo.

6

Presentaremos como postre en un plato, servido con una bola de helado de vainilla y las nueces.

Ingredientes

Instrucciones

1

En un bol ponemos dos huevos y los batimos bien, hasta que salga espuma.

2

A continuación pelamos y cortamos los plátanos en trocitos pequeños, los añadimos a los huevos y los chafamos con un tenedor, batiendo todo con un batidor manual hasta que ambos ingredientes se integren.

3

Ponemos al fuego una sartén antiadherente y añadimos un poquito de aceite, cuando este templada echaremos un par de cucharas grandes de la mezcla para cada crêpe y vigilándolo, dejamos que cuaje.

4

Le damos la vuelta a los crêpes con una espátula y dejamos que se dore durante 2 minutos más o menos por cada lado.

5

Apartamos y el crêpe ya está listo.

6

Presentaremos como postre en un plato, servido con una bola de helado de vainilla y las nueces.

Crêpe de plátano